lunes, diciembre 29, 2014

Reconciliaciones y recuentos

Según contaba recientemente, 2014 fue un año en que –sin haberme peleado antes con ella– me reconcilié con la música. Vale la pena entonces anotar aquí mis diez álbumes favoritos del año, que son, en orden alfabético:

Another language, de This Will Destroy You”: violento y arrullador.
Ballenas muertas en San Sebastiían, de El Columpio Asesino: cínico e impetuoso.
Canciones para insectos, de The Mueres: grotesco y obsesivo.
LPIV, de Los Punsetes: mordaz y pegajoso.
Mess, de Liars: bailable y enervante.
Muuk, de Muuk: denso e intenso.
Rave tapes, de Mogwai: estruendoso y directo.
St. Vicent, de St. Vincent: complejo y optimista.
Tomorrow's modern boxes, de Thom Yorke: íntimo y discreto.
Under color of official right, de Protomartyr: crudo y voraz.

También cabe mencionar Días nuestros de Los Reyes del Falsete y Matangi de M.I.A., que si bien no fueron publicados este año, fue apenas que los encontré.

 0 comentarios